Los servidores de Wikileaks a salvo en un búnker nuclear

Los servidores de Wikileaks serán depositados en un antiguo bunker nuclear situado en las profundidades de las Montañas Blancas de Estocolmo bajo unas severísimas medidas de seguridad.

El bunker se encuentra en las profundidades de las “Montañas Blancas” de Södermalm, Estocolmo. Se trata de un centro de datos de Bahnhof, (proveedor de ancho de banda sueco), que funcionó como bunker nuclear durante la Guerra Fría.

La seguridad para acceder al lugar es muy férrea: el centro de datos se encuentra a 30 metros de profundidad, tiene una sola entrada y está equipado con puertas de metal de medio metro de espesor y generadores de seguridad retirados de submarinos alemanes, informa la CNN.

Si bien la decisión de guardar los archivos en un bunker suena a ciencia ficción, lo cierto es que Wikileaks está recibiendo numerosísimas presiones ante la publicación de documentos que han sacado los colores a los representantes de la alta diplomacia norteamericana, y su fundador, Julian Assange está actualmente en búsqueda y captura y ha sido tildado de anarquista por EEUU.

Fuente: Silicon News.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here