Un nuevo chip sináptico de IBM podría abrir la era de las grandes redes neuronales

Científicos de IBM han dado a conocer el primer chip de computación neurosináptica que ha alcanzado la escala de un millón de neuronas programables y 256 millones de sinapsis programables.

Científicos de IBM han dado a conocer el primer chip de computación neurosináptica que ha alcanzado la escala de un millón de neuronas programables y 256 millones de sinapsis programables. Con 5.400 millones de transistores, este chip totalmente operativo y el primero en producción a escala es actualmente uno de los mayores chips CMOS jamás construido y tiene un consumo minúsculo de 70 milivatios (mW), en ejecución a tiempo real biológico, varios órdenes de magnitud de consumo de energía inferiores a los de un moderno microprocesador. Se trata de un superordenador neurosynáptico del tamaño de un sello postal que funciona con la energía equivalente a la de una batería de un audífono. Una tecnología que podría transformar la ciencia, la tecnología, los negocios, las administraciones y la sociedad, con aplicaciones en el campo de la visión, audición y multisensoriales.

El anuncio, publicado en la revista Science en colaboración con Cornell Tech, representa un avance significativo que acerca la computación cognitiva a la sociedad.

Existe una enorme disparidad entre la capacidad cognitiva del cerebro humano y su bajísimo consumo de energía si se compara con los ordenadores actuales. Para reducir esa brecha, los científicos de IBM han creado algo que no existía hasta la fecha: una arquitectura de computación completamente nueva, escalable y eficiente, inspirada en la neurociencia y que abre un nuevo camino respecto a la arquitectura von Neumann utilizada casi universalmente desde 1946.

Este chip de segunda generación es la culminación de casi una década de investigación y desarrollo, lo que incluye un prototipo inicial de un chip con un solo núcleo en 2011 y un ecosistema de software con un nuevo lenguaje de programación y un simulador de chip en 2013.

El nuevo chip tiene una red bidimensional de 4.096 núcleos neurosinápticos digitales distribuidos, donde cada núcleo integra memoria, computación y comunicación y opera según un modo de computación paralela, dirigida por eventos y con tolerancia a fallos. Para poder permitir que el sistema se adapte y crezca más allá de los límites de sus chips individuales, los chips adyacentes se conectan unos a otros formando un mosaico sin interrupciones, construyendo los pilares de una futura supercomputación neurosináptica. Para demostrar esta escalabilidad, IBM también ha dado a conocer un sistema de 16 chips con 16.000 neuronas programables y 4.000 sinapsis programables.

“IBM ha sentado las bases de la computación inspirada en el cerebro humano, en los términos de una arquitectura de computación radicalmente nueva, a una escala sin precedentes, una velocidad, eficiencia, energía y capacidad de adaptación incomparables, y unas técnicas de diseño innovadoras. Anticipamos nuevas generaciones de sistemas de tecnologías de la información que complementen las actuales máquinas von Neumann, dotados de un ecosistema evolutivo de sistemas, software y servicios”, ha afirmado el científico Dharmendra S. Modha de IBM. “Este logro enfatiza el liderazgo de IBM en los momentos de transformación transcendental de la historia de la computación a través de la investigación a largo plazo en innovación orgánica”.
Fuente: IBM
Foto: infochannel

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here