“Me convertí en un medio traductor de un lenguaje técnico a uno estratégico” 

Gracias por Compartir

Paola Gavilanes es la gerente de Finanzas y Tecnología de Información de OCP Ecuador, la compañía que construyó y opera uno de los proyectos emblemáticos más grandes del país que lleva 15 años transportando el crudo del Ecuador.  

Habla con mucha solvencia sobre el negocio del transporte de crudo pesado. Trabaja en esta industria desde 2001 cuando OCP Ecuador empezó la construcción y posterior operación del oleoducto que permitió al país exportar un 33% más de crudo.  

Señala la importancia del funcionamiento y la operatividad de la infraestructura que transporta el crudo desde Nueva Loja a Esmeraldas. Ella sabe a la perfección que una buena planificación estratégica, la ejecución de planes de mantenimiento y los controles adecuados reducen riesgos y generan eficiencia.  

La vinculación de Paola al área tecnológica en OCP Ecuador se dio por una revisión general a la estructura de la compañía en el año 2015 y estuvo determinada por la necesidad de acercar el área de tecnología y comunicaciones, esencial en la eficiencia operacional, al cumplimiento de objetivos estratégicos de la organización, básicamente alineados a una operación confiable, segura y eficiente.   

Si bien es cierto su formación fue en administración de empresas y finanzas, siempre ha estado cercana a los procesos relacionados a tecnología.  Su función como auditora en KPMG, una de las firmas más importantes de consultoría y auditoría de las llamadas “Big Four”, permitió el entendimiento de los diferentes negocios mediante el análisis de riesgos, controles, verificación y evaluación de capacidades tecnológicas de los clientes. 

Desde el área financiera de OCP tuvo a su cargo el manejo financiero de inventarios, activos y gestión presupuestaria de la compañía, participó directamente en la implementación del ERP JD Edwards en el 2002, la suite de mantenimiento en el 2003, y en la adopción de herramientas de inteligencia de negocios la cual ha permitido a la organización disponer de información oportuna para la toma de decisiones.   

A los 34 años, ella se convierte en la gerente financiera de una compañía compuesta por profesionales de alto nivel, donde tres de las diez gerencias de la estructura empresarial están lideradas por mujeres.  

La reestructuración en el año 2015 provocó que las áreas de Finanzas e IT, que ya contaban con profesionales con una madurez adquirida, se integren bajo una misma gerencia buscando una sinergia alineada a los objetivos de la organización. 

Cuando le propusieron asumir las dos gerencias, decidió asumir el reto. De eso han pasado tres años en los que ha gestionado con éxito las dos áreas.  Con esta sinergia aplicada desde el 2015 en OCP, “me convertí en un medio traductor de un lenguaje técnico a uno estratégico que motivó a IT y a la administración a desarrollar iniciativas de valor que ayuden en la eficiencia operacional”. 

Son 16 personas quienes trabajan bajo la dirección de la ejecutiva, siete de ellas son del área de tecnología. Desde el momento en que lideró IT empoderó a los especialistas y les transmitió la confianza que tenía la organización en cada uno de ellos.  Como buena profesional de finanzas gestiona y planifica equilibradamente los requerimientos del negocio y de tecnología. La comunicación fluida interdepartamental y entre colaboradores es el ingrediente necesario para una adecuada gestión, “el momento en el que la gente comprende cuáles son las necesidades del negocio es más fácil tener gente comprometida”, dice. 

Gracias a la implementación de gestión por procesos y gestión de riesgos, la organización tiene una estructura sólida.  Antes de aceptar o implementar los proyectos y/o iniciativas de IT o de cualquier otra área, se analiza si las mismas contribuyen a mitigar riesgos, si están direccionadas al cumplimiento de algún objetivo estratégico o si generan algún tipo de eficiencia, dice Paola Gavilanes.  El área de IT no está exenta de este cumplimiento.  

Al estar fusionadas la gerencia de finanzas y tecnología bajo una misma gerente, los especialistas de IT presentan con mayor naturalidad sus iniciativas y proyectos de implementación o renovación tecnológica valorados y justificados según niveles de eficiencia, retorno de la inversión y parámetros de riesgo planteados por la organización. En la última actualización tecnológica relacionada con los ruteadores del sistema de comunicaciones de fibra óptica, se realizó un análisis de riesgo y su impacto en la operación del oleoducto para que la misma sea aprobada y ejecutada. 

Paola Gavilanes está satisfecha con la tarea realizada durante tres años en la gestión de la gerencia de Finanzas y Tecnología, sin ser una profesional tecnológica ha cumplido a cabalidad aquella máxima de que el CIO debe tener una visión global y alinearse al negocio y con su enfoque financiero la inversión tecnológica se ha acoplado a un plan estratégico. 

Uno siempre debe saber cuáles son sus prioridades, afirma convencida la ejecutiva. “Cuando estoy en el trabajo me dedico al cien por ciento e intento enfocarme en las cosas importantes y lo mismo sucede en casa donde compartimos tiempo de calidad con mis hijos y esposo, ellos son mi mayor motivación. Aunque para que todo funcione es importante el orden y la planificación”. En mi casa, dice, “somos un relojito” entre semana, cada uno tiene sus responsabilidades y realizamos un trabajo en equipo, y el fin de semana disfrutamos de un tiempo más relajado. 

Gracias por Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *